c/ Dolors Monserda i Vidal, local 14B - 08192 Sant Quirze del Vallès
+34 93 721 07 12
info@epiadvanced.com

Un 25% de los pacientes con tendinopatía crónica en extremidades inferiores pueden tener sensibilización central. By Dr. José Manuel Sánchez

Los pacientes con tendinopatias en extremidad inferior (tendinopatía rotuliana, tendinopatía de Aquiles, tendinopatía del glúteo medio etc.) es una de las causas más comunes de dolor músculoesquelético. En un estudio reciente publicado en la British Journal of Pain muchos de estos pacientes tardan en mejorar durante un periodo de aproximadamente 12 meses, pero alrededor del 10% al 35% de los pacientes pueden quedar con síntomas continuos y crónicos sin resolver que van a tener un impacto significativo en su calidad de vida. En este proyecto a los pacientes se  les paso el Central Sensitization Inventory (CSI) porque querían ver si el dolor crónico en el tendón puede ser por sensibilización central y ser ésta la causa de su prolongado síntomas de dolor. Cuando nos referimos a síndrome de sensibilización central (SSC) hace referencia a que el sistema nervioso central se ha vuelto hipersensible a estímulos nocivos y no nocivos con disfunción de las vías ascendente y descendente. Esto ya se ha observado en otro perfil de pacientes con dolor crónico, con una gran variedad de diagnósticos que incluyen el dolor lumbar crónico, osteoartritis o incluso la fibromialgia y que potencialmente pueden coexistir con aquellos con patología estructural.

                 Se cree que la regulación neuronal tiene un papel vital en la homeostasis del tendón, y se ha propuesto la presencia de dolor neuropático en las tendinopatías crónicas.

El crecimiento neo-neurovascular podría ser la  causa de dolor en la tendinopatía crónica, con un aumento local de la expresión de neurotransmisores que incluyen glutamato, así como un aumento en las fibras nerviosas positivas para la sustancia P. Sin embargo, se ha observado resultados mixtos y no podemos hablar de una respuesta consistente al binomio neurovascularización igual a dolor. Ciertos estudios que han demostrado que más de un 25% de pacientes con dolor crónico del tendón obtuvieron una puntuación alta en el cuestionario pain DETECT, que evalua el dolor neuropático. Si bien, a las tendinopatias no las podemos considerar como un verdadero diagnóstico de dolor neuropático, si podemos considerar que muchos pacientes con dolor crónico en el  tendón tendinopático, tienen un dolor que no es simplemente de origen nocivo.

                En la investigación mencionada anteriormente, se ha demostrado que, en algunas condiciones, una cuarta parte de los pacientes con tendinopatia en extremidad inferior, obtuvieron una puntuación lo suficientemente alta en el cuestionario CSI como para aumentar la posibilidad de sensibilización central. No está claro a partir de estos datos si los pacientes pueden haber sido resistentes a otros tratamientos debido a la presencia de una posible sensibilización central, si ésta puede haberse desarrollado debido a la cronicidad de los síntomas o si las dos cosas no están relacionadas.

               Finalmente, la importancia clínica de aquellos que obtuvieron un puntaje alto en el cuestionario CSI sigue sin estar clara. Existe una  débil correlación estadística entre el la puntuación obtenida en el CSI y los niveles de dolor. En cambio, este cuestionario nos permite identificadar a aquellos pacientes en los que pueden estar involucrados otros factores además del dolor puramente nociceptivo. Si este es el caso, el cuestionario CSI es valioso como factor pronóstico en la respuesta a los tratamientos y, podría ser eficaz para determinar una vía de atención individualizada.

Imagen ecográfica de una tendinopatia crónica sintomática de 3 años de evolución  que con doppler podemos identificar la presencia de una gran neoneurovacularización.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *